viernes, 13 de diciembre de 2019

FIRMA DEL PROTOCOLO PARA DAR A CONOCER LA CONTRIBUCIÓN HISTÓRICA Y CULTURAL DE ESPAÑA EN LOS ESTADOS UNIDOS



  
SUCRITO POR LA “ASOCIACION ‘THE LEGACY’, EL LEGADO ESPAÑOL EN LOS ESTADOS UNIDOS DE AMERICA”, LA “FUNDACIÓN CONSEJO ESPAÑA-ESTADOS UNIDOS” Y LA “FABRICA NACIONAL DE MONEDA Y TIMBRE-REAL CASA DE LA MONEDA”.



L.M.A.

Madrid, 13 de diciembre de 2019 .- En la sede madrileña de la Real Casa de la Moneda, ha tenido lugar la firma del citado Protocolo por parte de Dña. Eva García, Presidenta de The Legacy, D. Manuel Mª Lejarreta, Secretario General de la Fundación Consejo España-Estados Unidos, y D. Jaime Sánchez Revenga, Presidente de la Real Casa de la Moneda.

Con este acuerdo, las entidades que lo suscriben se comprometen a colaborar en el desarrollo de actividades tendentes al impulso de las relaciones entre ambos países, generando y promocionando nuevas ideas que activen la difusión de este legado común.

Recordando que, en 2019, se celebra el 240 Aniversario de la firma por el Rey Carlos III del Tratado de apoyo del Reino de España a las tropas del general George Washington, ya se trabaja conjuntamente para dar difusión de la historia común de España y los EE.UU. y la trascendencia de la contribución histórica y cultural de España en los Estados Unidos, con el objetivo de fomentar y promover los lazos de unión entre ambos países.

El Protocolo impulsará también la recuperación y el estudio de la historia de España, la de sus líderes y, muy en particular, de su Real Armada y Reales Ejércitos, y de las contribuciones e hitos históricos logrados en siglos pasados por España en los territorios que hoy conforman gran parte de los EE.UU., con un legado cultural y patrimonial tangible que debería ser difundido y conocido por las generaciones actuales y las venideras.

Más información en:

http://www.thespanishlegacy.com


José Manuel y Luis Alberto Blecua donan a la BNE el autógrafo de Cántico de Jorge Guillén



La primera edición se publicó en Madrid en 1928 por la Revista de Occidente


L.M.A.

-13 de diciembre de 2019-. Los hermanos José Manuel y Luis Alberto Blecua han donado a la Biblioteca Nacional de España un volumen encuadernado y algunas cuartillas sueltas que recogen distintos poemas autógrafos de Jorge Guillén, todos ellos relacionados con su obra Cántico. Estos documentos fueron un regalo del propio Guillén a José Manuel Blecua Teijeiro, padre de los donantes, filólogo y catedrático de Literatura Española, además de académico de honor de la Real Academia Española. Blecua Teijeiro publicó a lo largo de su carrera numerosos estudios sobre la obra del poeta vallisoletano.
Jorge Guillén concibió su obra poética como un todo que iría completando a lo largo de los años en sucesivas ediciones. Cántico fue editado por primera vez en 1928 en la Revista de Occidente y constaba únicamente de 75 poemas. La versión final, publicada en 1950 en Buenos Aires, terminó teniendo 334 poemas divididos en cinco partes: Al aire de tu vuelo, Las horas situadas, El pájaro en la mano, Aquí mismo y Pleno ser.  Esta obra se caracteriza por un fuerte optimismo y serenidad, que se contrapone a otros poetas de su generación.
El volumen donado incluye poemas publicados entre 1920 y 1928, junto con la primera edición de Cántico. Las cuartillas sueltas parecen corresponderse con distintas variantes de poemas publicados en Cántico IV. En los textos encontramos poemas tanto manuscritos como mecanografiados, algunos de ellos con pequeñas correcciones, presumiblemente del propio autor.
Por tanto, la incorporación de estas obras a la colección de manuscritos y archivos personales de la BNE permitirá poner a disposición de los investigadores algunos de los primeros borradores que conformaron la edición de Cántico, obra sin duda de gran interés para la poesía española del último siglo. Estos manuscritos complementan el archivo personal de Jorge Guillén que ya se conserva en esta institución como resultado de la donación realizada por los hijos del poeta, Teresa y Claudio Guillén, en el año 1996. Este conjunto documental está compuesto por numerosos manuscritos y borradores de su obra literaria, así como correspondencia con más de 400 personalidades de la época y algunos documentos sobre su vida civil.

Jorge Guillén (1893-1984)
Jorge Guillén Álvarez (Valladolid, 18 de enero de 1893 – Málaga, 6 de febrero de 1984) fue un poeta y crítico literario español de la Generación del 27. Recibió el Premio Miguel de Cervantes en 1976.
Estudió Filosofía y Letras en Madrid, aunque terminó licenciándose en la Universidad de Granada en 1913. Entre 1917 y 1923 fue lector en La Sorbona, sucediendo a su amigo Pedro Salinas. Años después será también lector en la Universidad de Oxford. En 1924 se doctoró por la Universidad de Madrid con una disertación sobre la obra de Góngora. Tras su doctorado, pasó a ocupar la cátedra de Literatura en la Universidad de Murcia, donde fundó la revista literaria Verso y Prosa junto con sus compañeros Juan Guerrero Ruiz y José Ballester Nicolás. Tras su paso por Murcia, ocupó también la cátedra de Literatura en la Universidad de Sevilla.
Durante años mantuvo contacto con algunos miembros de la Residencia de Estudiantes, entre los cuales destacan Rafael Alberti y Federico García Lorca. Su poesía, enmarcada por los estudiosos dentro de la estética de la poesía pura, estuvo influenciada por la obra de Juan Ramón Jiménez.
En 1928, con 35 años, publicó su primer libro Cántico, que después fue ampliando en sucesivas ediciones, ya que Guillén concebía su obra poética como un todo orgánico al que dio el título general de Aire nuestro. A lo largo de los años colaboró con las principales revistas intelectuales españolas (España, La Pluma, Índice, Revista de Occidente, entre otras) y posteriormente con numerosas revistas  hispanoamericanas.
Tras la guerra civil, se exilió a los Estados Unidos, donde estuvo impartiendo Literatura y Letras en distintas universidades americanas. En esta segunda etapa, los conflictos políticos y sociales del momento se vieron reflejados en su obra. Publicó las tres partes de Clamor, tituladas Maremagnum (1957), Que van a dar en la mar (1960) y A la altura de las circunstancias (1963). Entre sus últimas obras destacan Y otros poemas (1973) y Final (1982).



Juan Carlos Bracho expone "Arquitectura y yo" en la Sala 31 de la Comunidad de Madrid

La consejera de Cultura y Turismo, Marta Rivera de la Cruz, inauguró la muestra 

Revisa la trayectoria del artista en los últimos 15 años e incluye, además, nuevas piezas concebidas para la ocasión 




L.M.A.

      27 de noviembre de 2019.- La Comunidad de Madrid ha presentado la exposición ‘Arquitectura y «yo»’, un conjunto de trabajos realizados entre 2003 y 2018 por Juan Carlos Bracho en los que el artista aborda las relaciones con la arquitectura. La muestra, que ha sido inaugurada por la consejera de Cultura y Turismo del Gobierno regional, Marta Rivera de la Cruz, puede visitarse hasta el 2 de febrero de 2020 en la Sala Alcalá 31. 

‘Arquitectura y «yo», comisariada por Armando Montesinos, supone una excepcional ocasión para revisar las obras realizadas por Juan Carlos Bracho en los últimos 15 años, en una muestra que también incluye una serie de piezas concebidas específicamente para este proyecto. Durante su intervención, Rivera de la Cruz ha explicado que esta exposición “no es tanto una retrospectiva como un trabajo en proceso, algo habitual en la trayectoria de este artista”. 

Además, ha recordado las “enormes dificultades” a las que se enfrentan muchos artistas para mantener un estudio y un nivel de actividad expositiva, “pese a ser trabajadores altamente especializados”. Por ello, ha proseguido, “la Sala Alcalá 31 se ha convertido en un espacio de referencia para las exposiciones sobre artistas de media carrera con una importante trayectoria a sus espaldas, como es el caso de Juan Carlos Bracho”. 

UNA EXPOSICIÓN EN PROCESO CONSTANTE      La obra de Bracho tiene como herramienta principal el dibujo, pero también técnicas y equipamientos de vídeo, fotografía o de carácter performativo. Se basa en la percepción y la creación de la belleza, y su obra puede situarse en el ámbito de las prácticas conceptuales. La muestra incluye tres grandes grupos de trabajos: intervenciones in situ realizadas en la sala (‘Pastoral, M sobre M’); dibujos, fotos y maquetas de proyectos inéditos o todavía en proceso, y reencarnaciones y variaciones de trabajos pasados, como ‘Regreso al hogar’. 

A todo ello se une los cuadernos de trabajo del artista, que se muestran por primera vez en público, configurando una exposición que no cierra ninguna lectura, sino que se abre a la experiencia del espectador, de ese “yo” que somos cada uno de nosotros. 

     La exposición ‘Arquitectura y «yo»’ puede definirse, por tanto, como un episodio más del constante bucle que es el proceso creativo de Bracho. Así, esta muestra se configura como un capítulo sobre el que Bracho volverá, seguro, más adelante, para prolongar, retomar y repensar las ideas desarrolladas. Por otra parte, la exposición cuenta con un catálogo que constituye una prolongación temporal y espacial de la muestra, y que contiene las fichas completas de las obras expuestas, así como materiales de trabajo y planos de proyecto expositivo. Además, incluye textos del propio artista, del comisario Armando Montesinos y del crítico de arte Óscar Alonso Molina. 
PROGRAMACIÓN PARALELA 
      De manera paralela, la Sala Alcalá 31 ha organizado una amplia programación de actividades para todos los públicos, como encuentros con el artista y el comisario, así como talleres intergeneracionales y visitas guiadas para grupos y público individual. Juan Carlos Bracho (La Línea de la Concepción, 1970) ha indagado, como artista, sobre cuestiones espaciales y la relación entre el espectador y los lugares y, más recientemente, sobre las derivaciones del dibujo y la circularidad de los procesos creativos contemporáneos. 
    Su obra incluye vídeo, fotografía, instalación, performance, escultura, dibujo y libros de artista, configurando una producción con un fuerte carácter procesual.


jueves, 12 de diciembre de 2019

Exposición Francesca WOODMAN en Fundación Canal



FRANCESCA WOODMAN  “Ser un Angel/on being an angel”
FUNDACIÓN CANAL
Mateo Inurria,2-Plaza Castilla (Madrid)
Entrada libre
Del 4 de octubre de 2019 al 5 de enero de 2020




Maica NÖIS
(Texto y fotos )


Madrid 12 de diciembre de 2019.-  La Fundación Canal ha abierto la temporada de exposiciones con esta muestra,  comisariada por Anna Tellgren- Moderna Museet de Estocolmo, que exhibe la obra de una joven norteamericana de vida inquieta y misteriosa Francesca Woodman (Denver 1958- Nueva York 1981).
Consta de 122  fotografías y de un cortometraje donde se puede apreciar su voz e imagen en movimiento con su figura frágil y etérea. Las fotografías son un préstamo realizado por The Estate of Francesca Woodman (Legado) de Nueva York y las impresiones son del Legado realizadas entre los años 2000-2015 y se han enmarcado en Moderna Museet de Estocolmo. Fotogtafias en blanco y negro en gelatina de plata, en formato cuadrado pequeño. Su legado completo consta de 10.000 negativos y 800 fotografías impresas de los que aún existen gran parte  sin publicitar y están siendo gestionadas por el Estate Francesca Woodman Nueva York
El título de la exposición se refiere  a lo abordado por Woodman a lo largo de su  trayectoria “los ángeles”  serie “ser un ángel” 1976 con el fotograma en que se puede ver su cabeza echada hacia atrás con la luz sobre su cuerpo. Utiliza casi siempre ese cuerpo creando un mundo personal y fascinante. Centrando la iluminación proyectada sobre un objeto personal en este caso el cuerpo. Siempre cuenta una historia.
Su producción ha sido usualmente dividida en cinco periodos. Primeros años en Boulder-Colorado  y Antelia en la toscana con artistas y alta sociedad de  Florencia lugar de veraneos. Su familia: George pintor, su madre Betty escultora, su hermano Charles videoartista, Esta situación familiar rodeada de arte y artistas influye en sus primeras inclinaciones .Con 13 años ya manejaba su Rollei japonesa. Entre 1975-1979 estudia en la Rhode Island School of Design en Providence. Se la acepta en el Programa de Honores durante un año en la Escuela del Palazzo Cenci en Roma en el curso 1977-78 donde toma contacto con el surrealismo y futurismo que influyen en su enfoque hacia la fotografía. Su beca en la Colonia MacDowell y su último tiempo pasado en Nueva York desde 1979 hasta su final. Aquí sobre todo hace hincapié en sus trabajos en entornos de edificios abandonados. Introduce elementos variados por ejemplo de espejos y cristal. Sobre todo con una temática íntima y personal.
Esta exposición no tiene un orden cronológico. Comienza por Diazotipia en la primavera de 1980 trabaja en la fachada de un templo griego. Utiliza modelos envueltas en túnicas similares a las de las cariátides. Las imágenes se reproducen con el sistema de diazotipia – proceso fotográfico en seco sobre papel impregnado de diazonio. Sensible el papel a la luz ultravioleta, revelado con vapor de amoniaco, con un resultado en las obras en tonos azules, morados y sepias. Ángeles tema tocado ampliamente a lo largo de su carrera sobre todo en su estancia en Roma. Autoengaño (self-deceit) reflejando su desnudez , un espejo roto y los elementos recurrentes con los que Woodman interactua en toda la serie.Poema visual en los finales de los 70 y principios de los 80- periodo de transición. Vuelve a aparecer la música rompiendo la usual toma de los modelos femeninos. El modelo Charlie 1976-77 una serie con un modelo masculino. Lo que no es usual en Woodman.
Es importante resaltar la opinión de la escritora y periodista sueca Anna Kain-Palm  sobre la obra de Woodman que figura en la exposición “La gente dice: yo y mi cuerpo. Una de las cosas que nos separan de los animales es esa distancia diminuta, momentánea, entre nosotros y nuestro cuerpo. El cuerpo es la forma en  que debemos relacionarnos y el recipiente que nos trasporta a través de la vida. El cuerpo es esa clase del yo, la morada del alma,. Pero el cuerpo también puede ser nuestra prisión y nuestra carga. Yo y mi cuerpo. Entre los dos hay una brecha llena de enigmas y secretos, oscuridad y promesas. Fuera de esa brecha, incisión o herida, crecen canciones e historias, religiones, sueños y descubrimientos”
Cuando han pasado ya cuatro décadas desde que su cuerpo tan  joven se desplomara lanzándose desde la habitación de su apartamento- loft en el Lower East de Manhattan  de Nueva York  el dia 19 de enero de 1981, le sigue acompañando un culto a su obra que ha calado en el arte contemporáneo. Así lo atestigua el  emotivo recorrido que se  ofrece en la bien desarrollada exposición de inicio de la temporada en la Fundación Canal, que evidencia que Woodman tuvo,  en su corta vida, una dedicación plena dotada de una gran capacidad intelectual y sensibilidad.



“Los Reyes Magos” en la poesía de Félix Sánchez y en la conferencia de Francisco Vázquez


-->
"La adoración de los Reyes Magos" por Pedro Pablo Rubens.


Julia Sáez-Angulo

            12/12/19 .- Madrid .- “Los Reyes Magos” en la poesía de Félix Sánchez y en la conferencia de Francisco Vázquez, fueron motivo de recital y exposición en el Hogar de Ávila, presidido por María Anunciación Guil, como preludio de las fiestas navideñas, que culminaran en la institución con el almuerzo de la Cofradía de la Buena Pitanza, presidida por Eugenio López Berrón, en el mismo Hogar de Ávila el día 19 de diciembre.

            El poeta y rapsoda Félix Sánchez leyó sus propios poemas navideños, en especial sobre los Reyes Magos,  y también poemas de Manuel Benítez Carrasco y Luis López Anglada, con este último parangonó su poema sobre igual tema: como montar un belén.

            El profesor Francisco Vázquez recorrió el relato de la Epifanía, la manifestación del Niño Dios a los Reyes Magos desde el Evangelio canónico de san Mateo hasta los evangelios apócrifos, pasando por su número y sus nombres, así como su representación iconográfica, desde las catacumbas a las representaciones abulenses en San Vicente o en la catedral, pasando por autores como Velázquez, Rubens, y otros pintores del Museo del Prado. 
        La fiesta de los Reyes Magos se celebró ante en la iglesia de Oriente, En Roma se celebró a partir del Renacimiento. Los supuestos restos de los Reyes Magos se encuentran en un cofre de plata sobredorada en la catedral de Colonia.