domingo, 29 de noviembre de 2015

José Luis Pardo, autor de “La Noche Magica” en Santiago de Compostela





 J.L. Pardo Caeiro



Julia Sáez-Angulo

         El fotógrafo José Luis Pardo es el autor del libro La Noche Mágica con fotografías nocturnas de la ciudad gallega de Santiago de Compostela. El libro, en edición bilingue en inglés, ha sido publicado por Espacio Cultura Editores en la colección Rincones. Junto a las fotos, las ilustraciones de Mariano de Souza "el pintor del Camino". Jenny O ´
Sullivan es la traductora de los textos que acompañan a las fotos, escritor por el propio J. L. Pardo.


         José Luis Pardo Caeiro (Santiago de Compostela, 1959), residente en La Coruña, está consagrado a la fotografía y la escritura. Entre sus libros destacan los dedicados a los nocturnos, a la contemplación de las ciudades en la soledad de la noche, como el dedicado a Santiago de Compostela, publicado este año 2015.

         El fotógrafo gallego pasea las ciudades en la noche, buscando los lugares, esquinas y rincones que le interesan, atraen o subyugan. Tienen que motivarle los lugares para seleccionar el encuadre y disparar el objetivo. No manipula después el resultado, simplemente acepta o rechaza.


Foto J L Pardo

         Una visión poética, romántica y dorada de la ciudad en la soledad de la noche, sin coches o viandantes que alteren esa contemplación del lugar y de la piedra, del rincón escondido, de arcadas y porches, de torres y campanarios, de pazos, de fuentes y surtidores, los pretiles y las estatuas, de las luces que trascienden los vanos de ventanas y miradores…

         Santiago de Compostela es una ciudad episcopal, de historias y tradiciones, de conventos y tapiales, de muros y portadas nobles que avanzan hacia edificios que van del romántico al barroco…

         José Luis Pardo capta toda esa magia y escribe prosa poética, lírica, en el libro La Noche Mágica: “Caminando bajo esta noche estrellada, mi cuerpo puede sentir la textura del agua, aunque esta es incapaz de mojarme. Sumido en el interior de mis pensamientos, no he advertido que la tenue y blanquecina luz de la luna ilumina mi  camino.


         Me agrada la noche, me siento reconfortado y sereno en este paseo a través de la madrugada”.

        



No hay comentarios: