lunes, 13 de abril de 2015

Pedro de Miguel, Pintura y fragmentación del espacio, en Almoneda 2015




Pedro de Miguel en un concurso de pintura



Julia Sáez-Angulo

         14/4/15.- El pintor Pedro de Miguel expone su reciente pintura en la Feria Almoneda que tiene lugar en el pabellón del Parque Ferial Juan Carlos I de Madrid. Almoneda, que cumple su 25 aniversario, permanecerá abierta hasta el próximo día 19 de abril de 2015.

         Pedro de Miguel (El Molar, Madrid 1974) presenta una veintena de cuadros con su peculiar estilo deconstructivo de la imagen. Sus fragmentaciones del plano convierte sus obras en una suerte de ensoñación de la mirada.

         Con vivo y refinado cromatismo, Pedro de Miguel ofrece fundamentalmente paisajes, en los que ciertas alusiones permiten la identificación del lugar, como por ejemplo las cúpulas de San Antonio de la Florida en Madrid.

         El pintor ofrece también algunas naturalezas muertas o bodegones, al estilo del ganador del primer premio de Pintura obtenido en Calahorra (La Rioja) en 2014. Pedro de Miguel está satisfecho porque ha vendido varias obras en esta edición de Almoneda 2015.

         El autor roza con frecuencia la abstracción, para dar paso a cierto informalismo de color, a base de acrílicos sobre lienzo o tabla.

         Residente durante largos años en el País Vasco, concretamente en Baracaldo, Pedro de Miguel decidió regresar a su lugar natal El Molar (Madrid) a primeros de 2000.  Allí trabajó mucho y bien; amaba el País Vasco donde fue evolucionando su estilo, desde las etapas poscubistas a su lenguaje característico actual, pero al final dejó el norte porque dejó de estar a gusto. Pese a no entrar nunca en política, él y algunos colegas más empezaron a recibir pintadas extrañas, casi amenazantes, en su estudio.

         No se puede crear en esa situación inestable para un artista, por lo que vendiendo su casa y dejándolo todo, regresó con su familia a su pueblo El Molar –en la madrileña sierra norte- para empezar de nuevo. A todos les costó mucho dejar lo que amaban, pero no lo lamentan.

         Ahora Pedro de Miguel está satisfecho con su nueva casa, donde cuenta con un gran estudio y trabaja en paz. El artista se mueve en exposiciones, concursos y ferias, en las que obtiene galardones con frecuencia. Su dicción y lenguaje propios le garantizan un reconocimiento de autor inmediato.

Más información

http://www.pedrodemiguel.com/

No hay comentarios: