miércoles, 8 de marzo de 2017

Finaliza la restauración del monasterio de Santa Isabel la Real, joya del Albaicín granadino

 

  • La Fundación Montemadrid y la comunidad de Hermanas Clarisas presentan el resultado de ocho años de restauración del monasterio fundado en 1504 por Isabel la Católica

  • Los principales trabajos acometidos se han llevado a cabo en el retablo, las pinturas murales y el artesonado de la iglesia, así como en la llamada Sala del Granero y en la Puerta Reglar que recupera su aspecto original

  • Ambas instituciones han invertido más de un millón de euros en un proyecto que finaliza con la adecuación de la Sala de Fábrica, un espacio que contará, a través de recursos museográficos, la historia del monasterio

L.M.A.

Granada, 8 de marzo de 2017. La Fundación Montemadrid y la comunidad de Hermanas Clarisas han presentado hoy el resultado de ocho años de restauración del monasterio de Santa Isabel la Real. Durante el acto José Guirao, director general de la Fundación Montemadrid, expresó la satisfacción de la institución por “poder poner en valor en las mejores condiciones el monumento más importante del Albaicín granadino y por hacerlo de una manera integral, como hace Fundación Montemadrid, desde el análisis más exhaustivo al trabajo de difusión para, una vez que se ha restaurado, poder darlo a conocer”. Por su parte, la abadesa Sor María del Carmen Jiménez, agradeció a la Fundación la labor realizada en estos ocho años e invitó a todos los granadinos y las personas de fuera a conocer el monasterio.

El arquitecto granadino Carlos Sánchez Gómez, responsable del proyecto y uno de los mejores arquitectos conservadores de monumentos de España, aseguro ser “un hombre con suerte por haber podido trabajar en este proyecto”. Sánchez -que fue mostrando los elementos restaurados que antes estaban en situación de ruina- quiso destacar la importancia de las Hermanas Clarisas para que “este monasterio pueda visitarse hoy en las condiciones en las que se encuentra”.

En noviembre de 2008 la comunidad de Hermanas Clarisas de Santa Isabel la Real y la Fundación Montemadrid firmaron un convenio de colaboración para su restauración. Los principales trabajos acometidos se han llevado a cabo en el retablo, las pinturas murales y el artesonado de la iglesia, actuación a cargo de la empresa Tracer, así como en el compás de entrada, en la portería de acceso al convento, en la llamada Sala del Granero, en la Puerta Reglar y en otros espacios menores.

Las principales patologías que detectó el equipo de Patrimonio de Fundación Montemadrid en un primer análisis fueron las deficiencias en la cubierta de teja y paramentos exteriores del presbiterio. En el interior, además de la suciedad generalizada, se identificaron como patologías la erosión, el levantamiento de estratos, las quemaduras y la presencia de cera en el retablo mayor; en el caso de las pinturas murales, grietas, humedades, bolsas, abombamientos y pérdida del estrato pictórico. Además de las intervenciones realizadas, la Fundación ha organizado –como es habitual en sus obras- visitas al andamio de grupos reducidos para observar la marcha de los trabajos.

El presupuesto total de las intervenciones asciende a la cantidad de 1.185.910 euros, de los cuales la Fundación Montemadrid aporta 948.728 euros y la comunidad de Hermanas Clarisas los restantes 237.182 euros. Este importe incluye la última fase del proyecto en el que ha trabajado la Fundación Montemadrid y que consiste en la restauración de la llamada Sala del Granero, donde se ubicará la Sala de Fábrica del monasterio. Este espacio contará, a través de diversos recursos museográficos, su devenir histórico y conservación, además de exponer dos maquetas, reproducción a escala de los magníficos artesonados de la escalera principal y el presbiterio.

Entre otros hallazgos, el proceso de restauración ha conllevado el redescubrimiento, de gran interés, tanto desde el punto de vista histórico como artístico, del conjunto de pinturas subyacentes de la Puerta Reglar. Otro aspecto a destacar es el haber podido estudiar y “desentrañar” cómo está construido el artesonado del presbiterio de la iglesia, obra única de maestro anónimo, proceso que ha permitido describirlo a través de una didáctica maqueta a escala realizada por el arquitecto Enrique Nuere, considerado el especialista más importante de Europa en carpintería de lazo.

Por último, la Fundación Montemadrid hace entrega a la comunidad de Hermanas Clarisas del documento Plan de Conservación y Mantenimiento Continuado del Monasterio que servirá para preservarlo y minimizar los daños que pueda causar el paso del tiempo. En él se detallan las instrucciones para, entre otras cosas, evitar patologías o promover el ahorro de agua y energía, y se dan indicaciones sobre los productos de limpieza o pintura idóneos para la correcta conservación del edificio. El documento diferencia entre acciones que pueden ser acometidas por la propia comunidad y las que deben desarrollar los especialistas.

Santa Isabel la Real fue uno de los primeros monasterios fundados en Granada por la reina Isabel la Católica, doce años después de la conquista de la ciudad. Situado en el Albaicín granadino, declarado Patrimonio de la Humanidad, es una de las grandes obras erigidas por los Reyes Católicos en la ciudad. El espacio continúa hoy habitado por las mismas monjas clarisas que lo fundaron, razón por la cual conservan en su interior la que probablemente sea la mayor colección de arte mueble monástico de Granada.

Monte de Piedad de Granada. Más de 12 millones en créditos concedidos

Fundación Montemadrid es una entidad privada sin ánimo de lucro dedicada a impulsar y promover la Acción Social, la Educación, la Cultura y la protección del Medio Ambiente a través de sus centros socioculturales La Casa Encendida y Casa San Cristóbal, sus escuelas infantiles, su centro especial de empleo o las convocatorias de Acción Social para ONG o de Becas de Formación Profesional.

La principal vía de financiación de Fundación Montemadrid son los Montes de Piedad. El Monte de Piedad de Granada, con más de 270 años de antigüedad, cuenta con cerca de 10.000 clientes que en 2016 realizaron 19.931 operaciones por importe de 12.609.414 euros. Desde octubre de 2016 el Monte de Granada forma parte de la red de Montemadrid, con más de 75.000 clientes en total y sedes en Madrid, Móstoles, Alicante y Córdoba. Siguiendo con la idea de acercar trabajos como el de restauración de Santa Isabel la Real, el Monte de Piedad de Granada va a invitar a todos sus clientes a realizar una visita guiada al monasterio.

La Restauración del Patrimonio Histórico es una de las líneas de actuación a las que dedica su esfuerzo la Fundación Montemadrid, que en este momento trabaja también en el plan museográfico de la basílica de San Isidoro de León y recientemente ha finalizado proyectos como la modernista Casa Amatller de Barcelona o la Puerta de Toledo de Ciudad Real (siglo XIV).