miércoles, 21 de octubre de 2009

Quiroga-Monte, La mejor colección de juguetes en España




Julia Sáez-Angulo

        Es uno de los mejores conjuntos privados de juguetes en España, por ello la Colección Quiroga-Monte itinera, en sus distintos aspectos por numerosas localidades españolas: Oviedo, Madrid, León, Langreo, El Escorial, Torrelodones..., ofreciendo el placer y la admiración de pequeños y grandes. En este caso han sido fundamentalmente los coches y otros vehículos de moción los que componen la muestra de casi un centenar de piezas, entre las que se encuentra un tren de madera del artista catalano-uruguayo Joaquín Torres García –de los que hiciera para los grandes almacenes parisinos.

Los coleccionistas José Antonio Quiroga y Macarena Monte han llevado a cabo una gran tarea de rescate y conservación del juguete español en una búsqueda implacable de piezas, en las que han invertido un patrimonio considerable, además de tiempo y viajes por toda España. Coleccionar es una pasión y la suya se ha focalizado en los juguetes españoles con piezas tan singulares como el “Coche descapotable de los ye-yes” (1965) en hojalata, plástico y goma, de la fábrica Rico en Ibi (Alicante).

“Con los juguetes se puede aprender historia, estética, materiales y sociología de una época”, explica el señor Quiroga, que junto a Amadeo Busto, director conservador de la Pinacoteca Municipal de Langreo, han escrito un pequeño e interesante catálogo/libro para la exposición. “El juguete es la primera iniciación del niño en el arte”, escribió Charles Baudelaire en La moral del juguete.

La alcaldesa de Langreo, María Esther Díaz, recordaba la afirmación de Pablo Neruda: “En mi casa he reunido juguetes pequeños y grandes sin los cuales no podría vivir. El niño que no juega no es niño, pero el hombre que no juega perdió para siempre al niño que vivía en él y que le hará mucha falta”. El escritor chileno era un coleccionista compulsivo de diversos objetos como juguetes o proas de barco en su refugio de Isla Negra.

Este es el centenario de la muñeca española Mariquita Pérez. El mercado Puerta de Toledo de Madrid le ha dedicado una exposición monográfica. Pues bien, la colección Quiroga-Monte posee una selección exquisita de estas muñecas, junto a las Gisela y Cayetana que también han sido historia. La última en ristre es “Leonor”, en honor de la infanta hija de los Príncipes de Asturias.
Piezas de los años 40 y 50


“Los años 40 y 50 en España no se comprenderían sin conocer los juguetes que los niños tenía en esas décadas”, explica Quiroga. Tranvías, bandas militares, carritos heladeros, peponas (muñecas sin denominación específica) dan cuenta del modo de vida de una generación que creció entre estos sueños de hojalata y cartón, cuando el plástico no había hecho gala de su aparición.

La colección Quiroga Monte prepara otra exposición de “juegos de mesa”, todo un capítulo elocuente de la manera de entretenerse los españoles en los ratos de ocio. Desde el viejo juego de la oca al parchís, pasando por el juego de damas o los rompecabezas, hoy más bien puzzles. “Más de mil piezas conforman nuestra colección y abarca desde 1870 a 1970. Una centuria en la que presentamos las mejores piezas de la época, algunas ya inencontrables. Hemos tenido siempre la filosofía de ir a lo mejor más que a lo mucho”, explica el propietario.

La colección es un tesoro de juguetes de hojalata, madera, goma y plástico; muñecas, dioramas, arrastres, álbumes de cromos, recortables, rompecabezas, vehículos de pedales, soldaditos, teatrillos o juegos de mesa. Se completa con cuentos, tebeos y enseres escolares. La exposición viajará en breve por las grandes ciudades de la Comunidad de Madrid como El Escorial, Aranjuez o Buitrago.



No hay comentarios: